¿Qué es la Estrategia Climática de Largo Plazo?

La Estrategia Climática de Largo Plazo (ECLP) es el instrumento que define los lineamientos generales de largo plazo que seguirá el país de manera transversal e integrada, considerando un horizonte a 30 años, para hacer frente a los desafíos que presenta el cambio climático; transitar hacia un desarrollo bajo en emisiones de gases de efecto invernadero, hasta alcanzar y mantener la neutralidad de emisiones de los mismos; reducir la vulnerabilidad y aumentar la resiliencia a los efectos adversos del cambio climático; y, dar cumplimiento a los compromisos internacionales asumidos por el Estado de Chile en la materia.

Dentro de sus contenidos más relevantes se destacan la definición de un presupuesto nacional de emisiones de gases de efecto invernadero al año 2030 y 2050, de las metas sectoriales de mitigación (presupuestos de emisión para cada uno de los sectores) y de los indicadores y metas de adaptación tal como establece el proyecto de ley, los que deben cumplirse en un plazo de 10 años. Adicionalmente, contiene lineamientos en materia de adaptación al cambio climático, así como de evaluación de riesgos, considerando la vulnerabilidad de cada sector específico.

¿Por qué elaborar una ECLP?

El Acuerdo de París, en su Artículo 4.19, anima a todas las Partes a formular y comunicar sus estrategias a largo plazo para un desarrollo con bajas emisiones de gases de efecto invernadero tomando en cuenta los objetivos del Acuerdo (Artículo 2), considerando sus responsabilidades comunes pero diferenciadas.

Por otra parte, la Evaluación Ambiental de Chile desarrollada por la OCDE el año 2016, recomienda a Chile identificar la trayectoria de largo plazo coherente con la meta de cero emisiones netas en la segunda mitad de la década de 2050 y dar a conocer el compromiso mediante medidas legislativas o de otra índole. Es por ello que en el Proyecto de Ley Marco de Cambio Climático, el país se compromete a elaborar, implementar y dar seguimiento de su ECLP, siendo el Ministerio del Medio Ambiente quien actúa como coordinador de dicho proceso.

Cabe mencionar, que, si bien la ECLP se establece como obligatoria en el Proyecto de Ley Marco de Cambio Climático, su proceso de elaboración se inicia en paralelo con la discusión de dicho proyecto de Ley en el Congreso, ya que la crisis climática requiere trabajar de manera urgente en los instrumentos del Acuerdo de París para lograr la implementación, seguimiento, revisión y actualización de los compromisos.

Para el proceso de elaboración de la ECLP contamos con el valioso apoyo técnico y financiero de diversos organismos internacionales como Banco Mundial, Banco Interamericano de Desarrollo, CEPAL, Euroclima+, Global Environment Facility, GIZ, NDC Partnership, ONU Ambiente, PNUD, FAO, entre otros.

 

Beneficios de la Estrategia Climática de Largo Plazo

La ECLP guía la acción climática del país en el largo plazo, estableciendo metas sectoriales a mediano plazo, a continuación se presentan algunos de los beneficios que el desarrollo de la estrategia tendría para el país.

  • Promover los beneficios conjuntos de la mitigación y adaptación al cambio climático, alinear las políticas en diseño e implementación, aumentar la confianza entre países, mejorar la credibilidad de los compromisos internacionales y fomentar los flujos de financiamiento internacional 1.
  • Proporcionar metas claras para impulsar la acción y planificación a corto y mediano plazo, y lograr la implementación de las Contribuciones Determinadas a Nivel Nacional (NDC).
  • Definir una visión conjunta de largo plazo para el país, considerando la situación particular en cuanto a riesgos y oportunidades que reviste el cambio climático, así como la meta de neutralidad de emisiones al 2050, establecida en el proyecto de Ley Marco de Cambio Climático.
  • Alinear la planificación a corto y mediano plazo con una visión país a largo plazo, considerando el llamado internacional y la evidencia científica sobre las consecuencias del cambio climático.
  • Contribuir en las metas globales de mitigación y adaptación, incorporando el proceso permanente de revisión y actualización de la NDC como parte de los procesos contenidos en la estrategia.
  • Integrar el enfoque de desarrollo resiliente al clima y bajo en emisiones en el desarrollo del país a nivel nacional, subnacional y sectorial, dando señales claras a todos los actores de la sociedad.
  • Alinear las políticas y metas, nacionales y subnacionales, apoyando la planificación de desarrollo sectorial y local.
  •  

Estrategias Climáticas de largo plazo en el mundo
 
 1 OECD – IEA, 2019. “Draft: Key questions guiding the process of setting up long-term low-emissions development”